martes, marzo 11, 2008

Cosa de risa, de William Saroyan


El último libro editado de William Saroyan, Cosa de risa (el Acantilado 2008) no es tan grande como esa maravilla que tanto me conmovió, La Comedia humana. Sin embargo, y a pesar del sabor agrdulce que deja en el paladar, y a pesar también de que no sea mucha cosa de risa lo que en el libro se cuenta, merece la pena leerlo. Si La Comedia humana recordaba de modo explícito y bellísimo a Ulises y la Iliada, la vuelta a casa tan peculiar y fantástica que se da en esa novela, en Cosa de risa recordamos inevitablemente las grandes tragedias clásicas de Sófocles y Eurípides, donde el fatal destino es inevitable. Con todo yo me quedo, como en la otra novela de Saroyan, con los personajes que desfilan por las páginas, con esos seres que hacen muchas cosas mal, pero muchas cosas bien, y la que mejor hacen, la que los salva a todos, la que nos enamora, es su capacidad para amar. Red y Eva, los chicos, son encantadores, y curiosamente, como en La Carretera de McCarthy, descubren, en la figura de su padre, a Dios. Swan, la mujer de Evan, es a pesar de todo, una gran mujer. Los Waltz, como Bart o Cody, Dade... son personas que ante todo aman. Y de la misma forma que al terminar la novela de La Comedia uno desea conocer Íthaca (California), ahora sóo pienso en Clovis, California, y en sus viñedos, y en sus higos maduros, y su precioso río para pasar el día de picnic...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

me encanta este comentario porque soy una gran lectora de saroyan; cuando leí cosa de risa, me recordó a las tragedias de Sófocles e incluso a shakespeare; así mismo la referencia a La carretera, me ha encantado: en muchos diálogos de red con su padre se atisbaba un aire a las conversaciones entre el padre y el hijo en el libro de Mc carty del que soy muy fans.

Artemi dijo...

Me alegra que te guste la reseña y que tu lectura coincida tanto con la mía. Ahora estoy leyendo otro libro fantástico de Saroyan, aunque ninguno es tan genial como La Comedia Humana, que supongo habrás leído. Saludos.